25/3/14

3 meses

Abro los ojos lentamente, como si se tratase de una película. La luz entra vagamente entre las rejillas de la persiana y me giro para ver la hora. Todavía falta media hora para que suene la alarma que me programé. Son las 8:30 de la mañana y a las 11 he quedado con mi novio. Sonrío, hace mucho tiempo que estoy esperando este momento y ojeo el instagram para entretenerme, porque a estas horas ya no me puedo dormir. Pongo la música y suena Na na na de My Chemical Romance, y ahora que estoy totalmente motivada me levanto a desayunar. Mi madre se sorprende de que esté despierta tan temprano, así que me hace sacar a pasear a Sobras. Una vez de vuelta en casa me lavo el pelo y estoy contenta de como me ha quedado hoy, muy scene. Todo sería perfecto si no fuera por la doncella de rojo... Ketchups aparte, me visto con una camiseta gris que me regaló mi hermano y unos pantalones rotos, convers y bandolera de Sum41.
Salgo a la calle y por el camino se me llenan los ojos de lágrimas, aunque sé que cuando le vea no lloraré. Voy escuchando música por el camino, para calmar los nervios y animarme al mismo tiempo. Llego a la plaza donde habíamos quedado y me quito los auriculares. Miro alrededor y veo que se acerca. Sin poder dejar de sonreír le doy un largo abrazo. Noto que hacen bocadillo conmigo, porque alguien también nos está abrazando. Me separo y veo que es Carla, la prima de José. Por la mañana estará un rato con nosotros y después ya nos dejará solos. La saludo y nos ponemos a caminar. Le enseñamos un poco el centro y acaba orientándose gracias al Dunkin Donuts que hay en mi ciudad. Carla se va y le llevo a un parque. Allí nos sentamos en el suelo y se pone a juguetear con mis pulseras, es entonces cuando le beso por fin. Lo echaba tanto de menos...
Me sonríe y entonces le vuelvo a besar. Es tan dulce...
Pasado un rato vamos a comer a un restaurante, allí tengo que lavarme los dientes y paso una vergüenza terrible porque no para de entrar y de salir gente del baño, y no me gusta que me miren demasiado. Aunque no puedo evitar pasar demasiado desapercivida.
Cuando salimos de allí, vamos a un pequeño bosque que está a las afueras, pero merece la pena. Nos estamos allí durante la hora de la siesta, nos sentamos en un banco y le abrazo por todo este tiempo que no he podido. Me encanta mirarle a los ojos, es un color que te hace sentir bien pero a la vez hipnotiza. Tan misterioso como recordaba. De repente me coje en brazos, me sienta en la rama de un árbol bajito y luego sube él también. Nos hacemos fotos y como casi me caigo me baja y le llevo a un descampado. Allí encontramos un hueco donde poder tumbarnos, una trinchera le llamo yo, y me siento la persona más feliz del mundo. A veces no entiendo cómo un chico como él se enamoró de una chica como yo. Eso me da más ganas de abrazarle, besarle, morderle... Y así lo hago, le doy un largo beso y le muerdo el labio cariñosamente.
Desgraciadamente el día pasa muy rápido y llegan las 20:00h, la hora a la que le pasaban a buscar. Quedamos para el domingo y antes de irse me dice "eh, chiqui, que hoy hacemos tres meses". Me besa dulcemente y se sube al coche. Yo me voy a mi casa y le empiezo a echar de menos.

21/3/14

Resumen de un año

Hace más de un año que no escribo, y me he acordado muchas veces de este diario virtual, también me he planteado volver a escribir, pero lo acabaría dejando, otra vez... En un año han pasado muchas cosas: muchas alegrías, muchas decepciones, muchas lágrimas, muchas sonrisas... En fin, intentaré poneros un poco al día. Lo último que escribí fue que había cambiado y que me habían quitado el castigo.
Empecé a ver vídeos en youtube, Thous Carapollen me animó muchísimo y me enamoré de su estilo de vida. A partir de eso, fui haciendo mi propio estilo y al mismo tiempo fui conociendo nuevos grupos de música (Blink-182, Guns N' Roses, AC/DC...), pero en el amor no tuve tanta suerte, aunque por fin era feliz. Me hice amiga del chico que me gustaba.
Uno de mis mejores recuerdos fue el viaje a Francia, lo adoré y lo sigo adorando.
El tiempo fue pasando y seguía sacando buenas notas, pero, ¿sabéis qué? no cambié nada la forma de estudiar...
Me fui distanciando de Blanca y me juntaba más con Ariadna, Alicia y Lisa, una gran amiga de Ali, que parecía muy maja.
El buen tiempo iba llegando y con él, mi buen humor seguía presente. Por aquella época ya era una twitter-adicta y me hacía feliz porque había encontrado un sitio donde de verdad encajaba, ya que usando un pseudónimo podía conocer gente con mis mismos gustos y decir como me sentía realmente sin que nadie me criticase.
Recuerdo que el día 26 de Abril, Thous hizo una tweetcam de una fiesta que celebró en Madrid, y aunque estaba a cientos de kilómetros me lo pasé genial; eso me animó a hacerme el piercing de la nariz que quería desde hacía tanto tiempo. Así que el sábado 27 a las 19:00 empecé mi "auto revolución".
A partir de ese día gané más confianza en mí misma y me sentía agusto tal y como era.
Por estas fechas conocí a una chica llamada Penélope, en una tweetcam en la que estaba Thous también. Empezamos a hablar y me enamoré de ella. Vivíamos bastante lejos, a 3 horas en coche y por ese motivo no pudimos estar juntas. A día de hoy seguimos siendo buenas amigas, y tengo la esperanza de ir algún día a Lérida para conocerla.
El curso se acabó y yo estaba contenta, porque me quitaba de en medio a todos los plastas (por decirlo suavemente) de clase que no me aceptaron. Quería hacer algo de provecho y me apunté a un curso de cine, donde conocí a gente más o menos de mi edad con gustos parecidos. Hicimos tres cortometrajes y seguimos manteniendo el contacto. Con ellos he hecho cosas que nunca me imaginé que haría, como por ejemplo tocar la guitarra en un Telepizza o celebrar mi cumpleaños en la playa. Siempre me acordaré de todos los momentos.
Con Blanca parecía que nuestra amistad se iba a arreglar y por eso me fui con ella a Benidorm cinco días de vacaciones, igual que el año anterior. Pero nos lo pasamos tan bien la última vez, que éste año nos decepcionó un poco...
A mediados de verano en twitter conocí a Erik y a Sky. El primero es un youtuber el cual me presentó a Sky. Ellos ya eran amigos y nos acabamos llevando genial los tres. Eran mayores que yo y me encantaba hablar por skype con ellos, me sentía parte de algún sitio y que encajaba realmente con alguien. Sí que tenía amigos, pero con ellos era diferente. Me enseñaron tantas cosas y les debo muchísimo.
Conocí más grupos de música, como Asking Alexandria, Black Veil Brides, Bring Me The Horizon, A Day To Remember, Pierce The Veil, The Pretty Reckless, Sleeping With Sirens...
Mi cumpleaños, el 21 de Agosto lo celebré en la playa con los de cine y Alicia, y al día siguiente quería celebrar una pequeña fiesta en casa con los amigos de siempre. Pero al karma no le gustan mis fiestas de cumpleaños, porque sucedió lo mismo que el año anterior, no vino nadie. Sí, volvía a estar deprimida en mi cumpleaños. Cada uno me dio una excusa, y Blanca... Simplemente no le dio la gana de venir. Así que me desentendí completamente de ella.
Durante el verano no hice gran cosa aparte de eso, ir a la playa y cantar. Así que enseguida llegó de nuevo septiembre. Empecé el curso con muchas ganas, ya que hacía asignaturas enfocadas para bachillerato, pero a pesar de eso, suspendí dos. Conocí gente nueva de clase, gente que no era como esperaba, para bien algunos y para mal otros. Aunque seguía sin encajar del todo en clase...
Erik se enfadó con Sky y yo no podía hacer nada, así que ahora él y yo estábamos más unidos que nunca. Hasta que un día empezó a tontear conmigo, y me di cuenta de que no solo era un buen amigo, sino que era mi amor platónico. Sin tener en cuenta la distancia empezamos a salir con la esperanza de ir a verle para navidades. Pero mis padres no entendían por qué quería ir a la otra punta del país de repente.
Natalia, una chica de clase me dijo que tenía un amigo que quería conocerme. Pero como de costumbre, no vivía en mi ciudad. Supongo que debo tener un imán de conocer gente lejos de mi. Igualmente, me decidí a hablar con él por Whatsapp y encajamos muy bien el primer día.
A la semana siguiente Sky me dejó porque no soportaba quererme y no poder abrazarme. Yo también necesitaba abrazarle, pero podía llevarlo mejor... Me pasé toda la tarde llorando y José, el amigo que Natalia me presentó, me habló, así que no tuve más remedio que contarle qué me pasaba.
Me consoló y aunque tenía cosas que hacer, estuvo distrayendome todo el tiempo que pudo. Seguía queriendo a Sky, pero ahora veía a José de otra manera. Ellos dos eran muy diferentes: Sky con una estética emo, directo, cariñoso. Y José, rubio, ojos verdes, sincero, amable...
Me odié porque no quería querer a José, pero él se hace querer sin proponérselo. Me prometió que vendría a verme, "eres el tipo de chica que merece la pena" me dijo. Para conocernos jugábamos a hacernos preguntas, donde nos sinceramos bastante el uno con el otro, y ahí supe que él sí que podría llevar una relación a distancia.
El día 14 de diciembre me enseñó una canción de Kiss, I Was Made For Loving You, Para entonces yo ya era adicta a hablar con él. Y esa se convirtió en nuestra canción. Estabamos siempre hablando, y el día 15 hicimos nuestra primera llamada en skype. Bromeaba diciéndome que se iba a casar conmigo, y yo me puse un anillo de goma. "Se me está ocurriendo una cosa", le dije, "yo me pongo este anillo, y cuando nos veamos te lo doy, y tú también me das algo". Des de ese día que estamos juntos.
Para navidades, él se fue a EEUU de vacaciones y un día mientras skpeábamos mi madre entró a mi habitación. Así que le tuve que explicar quien era y me dijo que me llevaría a verle. 
El domingo 19 de enero fui a Zaragoza para verle. Pasamos todo el día juntos y no recuerdo haber sido tan feliz desde hacía tanto tiempo. 
Pasaron dos meses y ahora me va bien. De vez en cuando me dan cambios de humor pero, ¿a quién le importa? He recuperado las asignaturas suspendidas y con Sky, genial. Estamos unos amigos suyos, él, José y yo en un grupo de wa. Me corté el pelo al estilo scene y también me teñí las puntas de rojo. Escucho una radio donde hacen especiales de grupos como Avenged Sevenfold, Rammstein, Black Veil Brides... Algún día me gustaría aprender a hacer guturales. Enfin, y ahora estoy aquí escribiendo esto. Así que mi realidad está servida.

30/1/13

Regreso al blog!

Después de más un mes, ¡puedo volver a escribir! Tengo que contaros muchas cosas. En primer lugar, cuando os dejé de escribir, participé en un festival de francés en el instituto y canté junto a otra chica y no estuvo nada mal.
Estuve dos semanas sin salir de casa, sola. Me compré el libro Divergente (os lo recomiendo y lo añado a la lista que tenéis a la izquierda) y me lo acabé en DOS días. Estuve castigada sin teléfono, sin ordenador, sin aprender a tocar la guitarra y sin quedar. En resumen, sólo podía bailar en la Wii, estudiar y poco más.
Me aficioné a escuchar Green Day, y ahora amo su música, y especialmente a Billie Joe Armstrong. He hecho un cambio un poco inesperado. Estar tanto tiempo sola me ha hecho reflexionar. He cambiado tanto en carácter, apariencia física y música que escucho. Os lo explico mejor:
-Carácter: esta "experiencia" me ha hecho pensar mucho, y he aprendido a ser un poco más independiente y ya no sonrío tanto, porque si no estaba con nadie, ¿a qué o a quién le iba a sonreír? Mi comportamiento era rudo al principio, pero se fue "puliendo" cuando empecé el instituto y estuve por fin otra vez con mis amigas.
-La apariencia física creo que es la que menos ha cambiado. Mi pelo ha crecido, y ya no se ve tan corto. Tengo la raya al lado derecho, de manera que mi flequillo cae sobre el lado izquierdo. Y el maquillaje, ahora sólo me hago la raya por abajo. Por lo demás, sigo igual.
-Música: como bien os he dicho, soy Idiot (se llaman así los amantes de Green Day). Ha sido un cambio radical. He pasado de escuchar el soul de Amy Winehouse, a un grupo punk rock, como Green Day. También me gustan algunas canciones de Sum41.
Voy a todas partes con mi MP3, y lo maldigo varias veces al día por que no dura mucho su batería. La música se ha convertido en mi compañera de viaje vaya donde vaya; ya sea de camino al instituto, estando por casa, o cuando salgo a hacer algún recado.
Billie Joe me ha cantado "you're not alone" cuando más sola he estado, y aunque no lo parezca, eso me reconfortaba. Porque no estaba solo, me tenía a mi. Nos teníamos el uno al otro.
He de reconocer que me salté las normas y algunas veces llamaba a Sara por teléfono y, aunque fueran pocos minutos me alegraba el día.
Estoy haciendo una hucha para poder viajar a Mallorca y conocer en persona a Sara. Y como se dice por aquí: de mica en mica, s'omple la pica.
¿Recordais que os dije que tenia un crucero y al final se lo quedaban mis primos? ¡Pues no! Ellos son más pequeños que yo, suspenden asignaturas y se van de rositas. ¡JÁ! Que aprendan. Vale os explicaré qué hice: rompí la tarjeta que tenían que presentar conforme habían ganado el crucero. La hice añicos. Se lo merecen, son demasiado consentidos.
Bueno, ya me he quedado agusto. Ahora os escribiré mi día a día.

Bueno, aquí os dejo una canción que son todo verdadesGreen Day - Loss of control

23/12/12

Castigada

Querido diario, ahora mismo me estoy jugando una buena bronca, ¿y sabes por qué? Para explicarte que no podré escribir en una temporadita. He traído las notas a casa y a papá y mamá no les han gustado esos suspensos... Ese es el motivo del castigo, me lo tengo merecido. Me han requisado el diario y no sé cuando lo devolverán, ah y el crucero ni hablar del peluquín, se van mis primos. Así que ni Lucas ni Ariadna ni Blanca ni Alicia ni NADIE! Tampoco seguiré aprendiendo a tocar la guitarra, prohibida también. Igual que el teléfono y el ordenador.
Hoy he visto una película y me he enamorado del actor, se llama Travis y aquí te dejo una foto.
En cuanto pueda, haré escapadas y escribiré si puedo.
Hasta que nos veamos.
Att: Victoria García♥
                                                                                      Es mío♥♥    ---------->

19/12/12

Happy Flowers

Happy Flowers. Es lo primero que se me viene a la mente cuando me despierto. Hoy tengo la intuición de que va a ser un buen día; como cada martes me pongo el chandal y sigo con lo mío. Cuando estoy esperando a mis amigas, pasa un chico guapísimo y por un momento, se me para el corazón. Es alto, ojos verdes, pelo castaño... Hipnotizante. Sé que se llama Guille, lo sé porque lo veo en los pasillos del insti.
-Agregalo al facebook.-Pienso mientras lo veo pasar.
Cuando llegan Blanca y Ariadna decido callarme porque sino sé que me van a decir cosas como "buff vas de mal en peor" "éste también es muy feo" "¿dónde me vas con éste?" "venga Victoria... te lo estas inventando". Y me da mucha rabia, porque yo no critico los chicos en que ellas se fijan ni les digo cosas de ese tipo.
En el insti, lo vuelvo a ver, entonces tengo la necesidad de contárselo. Como era de esperar Blanca me suelta una de sus charlas: Que si es un friki, que si no ves con quién se junta, que si es un año más pequeño, que si, que si, que si... ¡¡Sólo sabe encontrarle pegas!! Nunca le ha parecido bien ningún chico.
Me molesta que solo me sepa decir cosas malas y me arrepiento de habérselo contado. Alicia o Sergio sí que me habrían entendido.
A tercera hora me toca gimnasia, y este año estamos haciendo volei, mi deporte favorito. A Lucas le toca hokey a la misma hora y le veo con Clara, su novia. Sinceramente no me molesta verlos juntos o que estén saliendo, tampoco me da igual, simplemente, lo acepto.
Una vez acabada la clase, en el vestuario pasa por mi lado Clara (que me odia a rabiar) y me dedica una de sus miradas. No me molesto en mirarla de ninguna forma porque me da igual todas sus miradas de rabia y de pena. No me molestan en absoluto porque siente algo por mi, aunque sea un sentimiento negativo y simplemente me pregunto por qué me sigue mirando así, porque en realidad no lo entiendo.
Vuelvo a mi mundo Happy Flowers, alejado de la realidad en cuanto me adentro por los pasillos. En mi mente suena B e a utiful de Megan Nicole y en mi vuelve mi sonrisa picarona.
Por la tarde viene Blanca a casa y estudiamos el tema de potencias de mates y cuando acabamos hacemos "sesión de peluquería", le hago varias trenzas y le gusta mucho. Eso me pone de mejor humor (¿más?, sí).
Cuando se va, cojo a Sobras y me dirijo al portal de Sergio. Me encanta su estilo, porque es diferente. Hablamos durante una hora y después vuelvo a casa para preparar la cena. Preparo pescado a la plancha y está de rechupete. Otro motivo más para estar contenta. No me preparo las cosas por pura pereza y me voy a la cama sin sueño. Buona notte

18/12/12

Sueño; Lunes y recuerdos

-Victoria, vas a morir.-Me dicen.
-Pero, ¿de qué?
-De cancer, estarás un tiempo en la Tierra y algunas personas te podrán ver y escuchar, pero acabarás por desaparecer.
-¿¿Cómo?? ¿A dónde iré cuando desaparezca?


-¡¡Sergio!!- Grito todo lo que puedo.-¡¡Sergio!! ¿Dime que me ves por favor. Dime que puedes verme.-Digo sollozando.
-¿Victoria? ¿Qué te ha pasado? Te veo, difuminada...
-Sergio... Estoy muerta... Y desapareceré de la Tierra, pero no sé cuando. Por favor ayudame a decírselo a mis padres y a Blanca, y a Ariadna, y a Alicia, y a todos. Por favor no me dejes aquí...
-No... No lo entiendo...
-Ven, vamos al insti.-Le digo intentando cogerlo del brazo, pero lo atravieso.
-Sí, vamos.- Me dice secándose las lágrimas.
Al llegar al insti, vemos a Blanca sentada en el pasillo llorando y la profesora sale a hablar con ella.
-¡Blanca!-Le digo sin acercarme mucho. No se inmuta. No me ve.
Voy corriendo a casa y descubro que no puedo atravesar nada, entonces saco las llaves, abro la puerta y le explico todo a mis padres.
-Por favor mamá cuando desaparezca, es muy importante esto que te voy a decir.-Le digo con voz firme.-Te vas a la carpeta de "música" y después entras en "covers", ¿vale? y después en la carpeta de "canciones". Coges todas las canciones que he grabado yo y las pones en un disco. Pero rápido, que me queda poco tiempo, lo intuyo...
(No sé por qué lo digo, pero en ese momento es importante recordarme).
-Mamá... ¿Dónde iré cuando desaparezca?-Le digo con lágrimas en los ojos.
-No lo sé cariño... no lo sé.-Me dice abrazándome muy fuerte, mientras poco a poco mi sombra se va difuminando cada vez más, y más y más...

-¡¡AAAHH!!!-Grito de puro terror mientras tiemblo y sudo.- Era una pesadilla, estoy viva, no voy a desaparecer, estoy a salvo.-Me tengo que repetir eso, mientras poco a poco me voy calmando.
Entro en la cocina para desayunar y mi madre me pregunta por qué he gritado.
-Pesadillas mama, no hay que preocuparse.
Me abraza y por unos momentos me siento como cuando me desvanecía. Me quito esa idea de la cabeza y me acabo el desayuno.
Cuando me preparo la mochila, recuerdo que es Lunes y eso no me gusta. Odio profundamente a mi profesor de sociales. 
Salgo de casa con mi MP3, escuchando Beyond y para me sorprende ver que hoy, Ariadna y Blanca llegan pronto. Me uno a ellas, y las tres hacemos camino al insti.
El día transcurre con normalidad y Blanca me pide ayuda en mates:
-Vic, ¿mañana por la tarde podemos quedar y me ayudas con las mates?
-¡Claro! Así también me ayuda a estudiar a mi.-Le digo contenta por pedirme ayuda.

Llego a casa pensativa, por lo del viaje. Hoy tampoco he visto a Lucas. Bueno, sí, pero estaba con su novia Clara y siempre me dedica una de sus "agradables" caras de asco, odio, etc. Aunque no sé por qué, si yo estuviera en su lugar, me dejaría en paz. Tampoco entiendo por qué hace eso, si ya está con Lucas. Bueno, cambiando de tema, el crucero será del 8 al 23 de Enero. Pensar en que voy a estar 15 días de crucero me pone de muy buen humor.

Ayudo a mi madre a poner la mesa y comemos las dos solas. Después hago la tarea y llamo a mi amiga Marina. Como este año me han cambiado de clase, ya casi no hablo con ella, y la echo muchísimo de menos... Nos pasamos 1 hora hablando y twiteando. Hablamos de nuestras cosas, de lo bien que lo pasabamos el año pasado, de nuestras tonterías, nuestros momentos, nuestros motes, todo.
Por la noche me preparo para el día siguiente y juego a la Nintendo un rato. Y pienso: mañana Martes... ¡Qué rápido se ha pasado el día!
Una vez en la cama antes de apagar la luz, miro mi brazo y veo las pulseras que me regaló Lucas y la que yo me hice. Recuerdo el día en que le dije que me gustaba, 5 de Septiembre. Nunca lo olvidaré.
Y me quedo dormida recordando aquel día...

Día de perros

-¡¡¡Sobras calla, no ladres más!!!-Me despierta mi madre gritandole a mi perro que se callara. Cuando quiere, mi perro, es muy bueno, pero también puede ser muy puñetero.
Me pongo la bata de estar por casa, y salgo de mi habitación y veo a mi madre poniéndose los zapatos.
-¿Vas a casa de los abuelos?- Le pregunto a mi madre.
-No, me voy a trabajar.-Me dice.
-Ah es verdad, que en el horario de Navidad también trabajas los domingos...-Le digo con voz triste.
La verdad es que los domingos sin mi madre se me hacen muy aburridos, porque mi padre siempre quiere estar en casa y nunca vamos a ningún sitio. Tampoco quedo con nadie porque, no hay ninguna tienda abierta y los domingos son para estar con la familia.
Desayuno y me ducho, después, me vuelvo a la cama y pienso en el viaje. Hoy tengo un día de perros.
Cuando mi madre viene de trabajar comemos y el ambiente que hay en casa cuando ella está es más alegre, y eso me anima bastante y le digo:
-Mami, ya he pensado a quién voy a elegir para venirse en el crucero.-Le digo con una gran sonrisa.
-¿Ah si?- Dime quien.
-Lucas.
-¿No quieres que vaya Blanca?-Me dice un poco sorprendida.
-Esque me gustaría más que vienese él.-Le digo y me pongo un poco roja.
-Cielo, pero yo no podré ir...
-Ah, vale. El trabajo...-Digo enfadada.
-Díselo si quieres a Alicia, o a Ariadna, que a ellas las conozco más.-Me dice muy convencida.
-Bueno ya me lo pensaré.
El resto de la tarde estuve intentando enseñar a Sobras que se tumbara, pero me mordía cada vez que trataba de enseñarlo. Me fui a la cama, aunque me dormí tarde.

15/12/12

Día con Alicia y cargado de sorpesas

Las 9:23, todavía faltan unos minutos para que suene la alarma que programé la noche anterior. me acurruco buscando el calor de la manta, porque me dormí leyendo y no me abrí la cama. A las 9:30 suena I knew you were trouble de Taylor Swift y me voy a desayunar. Me ducho y me visto, me pongo una camiseta marrón, pantalones grises, botas marrones y pañuelo gris. Guardo la guitarra, me pongo los auriculares, me desconecto del mundo para entrar en el mio propio, ese llamado Happy Flowers. Una vez en mi mundo, me dirijo a casa de Alicia y cuando llego, vuelvo al mundo real. Llego un poco tarde, pero es que me he perdido por las calles.
Cuando llego, saco la guitarra y la afina bien. Entonces los acordes que sé tocar suenan mejor. Ensayamos unas cuantas canciones y nos repartimos los trozos que vamos a cantar, las dos quedamos contentas con nuestras partes.
Comemos arroz tres delicias hecho por Alicia, que está muy bueno y también una comida típica de Cuba, llamado chicharritas. Cabe decir que Alicia es de Cuba.
Después de comer entramos en el facebook y entramos en el blog Rose Mellark Everdeen de Sara. Me llama mi madre para decirme que tengo que estar en casa antes de que se haga de noche y eso no es que agrade mucho, porque ahora anochece enseguida, y le prometo que a las 5:30 estaré de camino a casa.
Aprovechamos el tiempo que nos queda y después me voy a casa. Cuando llego mi padre me hace sacar a pasear a Sobras, y no me gusta porque me da mucha pereza. Ya en casa, no tengo otra cosa que hacer, así que decido ponerme a hacer la tarea. No la acabo pero estoy contenta porque ya he adelantado para el día siguente. Cuando llega mi madre de trabajar, decidimos ir al Viena a cenar, llevo una targetita que cada vez que pides te la sellan y tienes que llegar hasta ocho para participar en un sorteo. La sellan y llego a los ocho sellos. Entonces me dice:
-Enhorabuena, ha ganado un crucero para tres personas.-Me dice que chico que me ha atendido.
Me quedo sin palabras, ¡un crucero para tres personas! eso no pasa todos los días, así que me limito a gritar de la emoción y mi voz resuena por todo el restaurante.
Cuando llego a casa me dicen mis padres que uno de los dos me tendrá que acompañar y que elija a Blanca, a Ariadna o a Alicia por si se quieren ir 15 días de crucero por el mediterráneo. Entonces pienso en Lucas y que mi decisión está tomada, quiero ir con él. Pero mis padres no me dejarán, porque saben que me gusta.
Me pongo el pijama y me voy a ver la tele, pero en realidad estoy pensando en cómo convencerles para que Lucas pueda venir.

14/12/12

Sentimientos

Me despierto con Die Young de Kesha e intento vestirme rápido para no tener frío, pero al final acabo por quedarme congelada, como siempre...   Y aunque es viernes, me despierto de mal humor. Espero a Ariadna y Blanca, y me da la impresión de que cada día llegan más tarde. Siempre se retrasan 5 minutos y caminan con mucha parsimonia.
-Son menos cinco-les digo a Blanca y a Ariadna.
-¡¡Te te dijimos un día que no hacía falta que nos esperaras!!-Me dice Blanca muy borde.
Entonces me siento cómo si no encajara, como si Blanca me estuviera diciendo "no te queremos aquí, no sé que haces esperándonos y no me eches bronca porque no va conmigo".
Ellas siguen hablando y entonces miro adelante y sigo caminando al lado de ellas pero sin prestarles atención. No me dicen nada. Me siento peor.
En el hall del insti tomamos caminos diferentes, y siguen sin inmutarse de que me he ido. Cuando llego a la clase, Ariadna no está  (ella va conmigo a clase, pero Blanca va a otra). Entonces llega Alicia y empiezo a hablar con ella, eso me hace sentir un poco mejor. Entro a clase separamos las mesas para hacer el examen. Cuando acabo reflexiono sobre lo que me ha dicho Blanca y sobre cómo he actuado respecto a Ariadna. Junto las mesas y me disculpo, porque en realidad con ella no estoy enfadada.
En las horas siguientes ya vuelvo a ser la Victoria normal, tan Happy Flowers como siempre.
En gimnasia nos hacen salir a correr y veo que llega una clase, seguramente de alguna excursión, y entre la gente reconozco a Lucas que me saluda con un leve movimiento de cabeza. Aguanto los 10 minutos con facilidad, adelantando a la gente que se para en el rincón que no puede ver el profe.
En matemáticas salgo dos veces a la pizarra porque he sido la única que se ha tomado las molestias de hacer la tarea y de querer nota de participación. Y me voy contenta a casa. Pero el mal humor vuelve a mi cuando mi hermano le encuentra la gracia a molestarme y ver cómo me cabreo.
Despues de comer, enciendo el ordenador y hago los deberes de francés (mi asignatura favorita). Despues entro en facebook y me paso toda la tarde hablando con Alicia, y quedamos para el sábado por la mañana, y también me invita a comer. Me pongo muy contenta cuando mi madre me dice que sí puedo ir. Saco a pasear al perro, y ya es de noche y me relaja mucho el ambiente calmado que hay en la calle. Eso me da ganas de volver a casa y escuchar mi canción favorita, Beyond.
Una vez en casa, me tumbo en la cama con el MP3 y me duermo lentamente.
-Cariño, venga, despierta que vamos a cenar.-Me dice mi madre cuando ve que me he quedado dormida.
-Voy mama.-Le digo mientras bostezo.
Cuando acabo de cenar, cojo el libro que Sara me envió desde Mallorca, Divergente. Leo unas paginas y me quedo dormida leiendo. 

13-12-12

Me despierto con frío y con mucho sueño, esta noche no he podido dormir bien, he soñado con Lucas y recuerdo lo de ayer; no creo que a su novia le haga mucha gracia saber lo que ayer pasó. Me visto rápido, entonces recuerdo que hoy es jueves y eso me pone de buen humor, o como yo lo digo Happy Flowers. Desayuno con calma y me preparo, bajo las escaleras del portal con gracia y me planeo mentalmente las metas para hoy.
En el instituto todo va bien, pero no me encuentro con Lucas y eso me preocupa, me hubiese gustado hablar con él y decirle que no estuvo bien por mi parte besarle.
En la hora del patio voy al ensayo del festival de navidad de francés, porque canto una canción de solista con otra chica y los demás nos hacen el coro. Este es el tercer festival en que canto, recuerdo que en el primero canté junto a Alicia, Lucas y otro niño que me llama "vestiditos" y no sé por qué.

-¡Jo! Yo quería cantar...-me dice Blanca con cara de pena.

Pero yo sé que si le dijeran de hacerlo no sería capaz.
Cuando acabo a las 2:30 voy al bar del insti y me quedo a comer con Ariadna, ya que los jueves tengo inglés. Nos sentamos en una mesa las dos solas y, muchas veces, echo de menos cuando tenía tantos amigos  porque ahora sólo tengo a Blanca y a Ariadna. Saco mi plato de macarrones y empiezo a comer, Ariadna hoy ha traido ensalada y me enseña sus conversaciones con el chico que le gusta, porque dice que soy su coach. A ella le gusta que le diga lo que pienso, y a mi me gusta decirselo. No nos acabamos la comida porque sino llegamos tarde a inglés.
Cuando llego a casa hago los deberes de matemáticas y para mi sorpresa, lo entiendo todo y me recompenso con un trozo de chocolate. Me pongo los patines, la musica, ato a mi perro Sobras y salgo a patinar por el barrio. De regreso a casa pico a casa de Sergio y le comento cuatro cosas importantes y vuelvo a mi casa. Acabo toda mi tarea y me llama Blanca, muchas veces lo hace por que se aburre y me habla del festival de francés e insiste en cantarme un trozo de la canción. Tengo que colgar porque me voy a cenar. Hoy ceno hamburguesa, y la rebaño de ketchup, vamos, como de costumbre. Acabo de prepararme las cosas para mañana y le doy un ultimo repaso al twitter. Me duermo escuchando la versión de Ronan Parke de A thousand miles.

12/12/12

Un día especial


Esta es una mañana pero no una mañana como cualquier otra. Hoy es un día que no se volverá a repetir: 12-12-12 . Todo el mundo espera algo bueno de este día, y yo, también. Me visto y voy a desayunar y como no tengo demasiado tiempo, solo tomo un vaso de leche con cacao. Me pinto los ojos, me pongo la mochila y salgo a la calle dispuesta a empezar el día. Espero a mis amigas Blanca y Ariadna pero, como de costumbre, llegan tarde. Llegamos al insti en dos minutos, ya que yo vivo muy cerca (desde el patio se puede ver mi balcón trasero). A primera hora me toca francés, y eso me pone de buen humor. A la hora del patio me encuentro a Lucas en la taquilla, y le da un libro a Ariadna.
-Memorias de Idhún-dice Lucas con una amplia sonrisa.-Yo ya he empezado el tercero.
-Gracias, ¿cuándo hay que ir a devolverlo.-le pregunta Ariadna.
-No lo sé, porque alguien-digo mirando a Lucas- ha perdido el punto de libro con la fecha.
-Bueno, cuando quedan tres días para devolverlo, los de la biblioteca te envían un correo.-Aclara Blanca.
-¡Ah bueno! Entonces no pasa nada.-dice Lucas.
Entonces pasa un chico y me dice:
-Lucas tiene novia.
Entonces empiezo a sentir un vacío. Como si una bombilla que a duras penas brillara, acabara por apagarse. Y mi cara se vuelve inexpresiva. Lucas me devuelve a la realidad:
-Bueno me voy, que tengo que comprarle crêpes a Alicia.
-Ah vale. bueno, ¡ya nos veremos! Adiós.
Nos abrazamos, y se va. Sonrío y las tres nos dirigimos a nuestro sitio: el hall del insti.
Durante la mañana sigo con mi mezcla de sentimientos de rabia, enfado y sobretodo tristeza, y me pregunto si era esa la "sorpresa" que hoy me aguardaba.
A las dos y media vuelvo a casa y comemos mi madre y yo solas.
-¿Cómo te ha ido hoy el día, cielo?-Pregunta mi madre
-Ah, como siempre.-Cambio de tema- ¿Sabes? Ya he descubierto otro libro para leerme. Donde los árboles cantan.
-¿Otro más?- Me pregunta.
Yo asiento mientras me como el plato de pollo y al acabar hago los deberes de inglés. De repente me llaman al móvil, es Lucas:
-Hola-Contesto con voz triste
-¡Hola! ¿puedes quedar? -pregunta.
-¿Ahora? Bueno... sí ya he acabado toda la tarea.
-¡Genial! es que no quiero hacer atletismo y bueno, te he llamado. ¿Cuál es el número del portal?
-Ya te espero por la calle. bueno, ¡hasta ahora!
Cuelgo y me siento relajada, como si me hubiesen quitado un peso de encima. Cojo a mi perro y le digo a mi padre (que hoy está en casa) que voy a darle un buen paseo.
Me encuentro con Lucas y pensamos donde podemos "escaparnos". Decidimos ir a comprar galletas de chocolate a un supermercado cercano a casa y nos quedamos por el barrio. Me lo paso muy bien, como si nunca hubiese pasado nada.
Nos cruzamos con otro perro y el mio se tira, y yo con una galleta en la boca, le digo a Lucas que me coja el paquete de galletas de la mano, para agarrar bien la correa de mi perro, pero muerde la galleta de mi boca, tanto, que nuestros labios se juntan y nos besamos. Sin duda, el mejor beso-galleta de mi vida... Pero vuelvo a la realidad cuando mi perro vuelve a tirar de mi, aunque siga en mi nube "happy flowers". Nos acabamos las galletas y para entonces tengo que volver a casa de mi "largo paseo" y él tiene que volver al polideportivo dónde lo pasaran a buscar. Le pregunto que si es verdad que si tiene novia y me dice que sí, pero no importa, ya no importa nada. Y ,e voy corriendo a casa.
En casa me escabullo diciendo que he estado de "tarde de marujeo" con Sergio y me voy a dormir pronto, pensando en qué va a pasar.